Perdida

estrellaosamayor

Qué doloroso es volver a caminar con las piernas rotas tras una caída de siete pisos, tras un salto al fondo del pozo de tus ojos.

Despliego las embarradas alas y me aseguro con la punta de la lengua que los colmillos están sedientos de ti. Sin ser vista rodeo tu nuez y me enrosco cuál víbora en un árbol frutal. Qué guapo estás de gris…

Sobrevuelo desnuda por desérticas montañas hacía el país de nunca jamás. Por el camino me topo con un par de cuervos blancos que ríen a carcajadas al ver el rastro de lágrimas que perlan mis mejillas.

Con el alma negra y las venas inflamadas hago piruetas entre las estrellas mientras rozo con mis pechos el cielo de tu boca.

Seré una leyenda, una nueva derrota de la que, por última vez, saldrás engalanado y victorioso.

La belleza de la noche discurre como las horas, sin pena ni gloria, como palabras emborronadas por sangre de virgen derramada.

Próxima a la punta de mis rizos atisbo la espiral arabesca que me avisa del final; una fuerte ventisca me alza hacia el sol, derritiéndose mis alas en una burda imitación a Ícaro.

Ven hacia mí tormenta de tormento, ayúdame con tu espina dorsal rellena de angustia a borrar de mis entrañas la huella del fruto que no llegó a madurar.

Aljana.

Anuncios

5 responses to “Perdida

  • Guruput

    Trataré ser fiel a las impresiones obtenidas, después de haberlo leído tres veces: “DOLOROSO” – aunque real como la vida misma, descriptivo, imaginativo, e impactante. La ANGUSTIA inevitablemente siempre cede al SOSIEGO.

    Me gusta

  • Aljana

    En muchas ocasiones nos dejamos llevar por la angustia apartando hacia un lado la razón y el sentido. Cuando caemos al vacío vivimos momentos de desesperación, fragilidad y pérdida. Cada persona lo vive con una intensidad diferente, superándolo unos antes que otros. Es algo trágico, pero los sentimientos fuertes son los que nos hacen sentir vivos ante la pasividad actual creada por la rutina a la que nos enfrentamos a diario.

    Me gusta

  • AdR

    Me ha parecido muy sensual. Y las imágenes de los cuervos blancos y los pechos rozando el cielo de la boca… muy potentes 🙂

    Sigue así.
    Besos

    Me gusta

  • Edgar Sandoval Gutiérrez

    Alcanzo a notar un poderoso hilo conductor nostálgico en tus escritos, más allá de la sensualidad que los envuelve… razón por la cual seguiré leyéndote, para ir comprendiendo mejor ese dejo de nostalgia. Saludos!!

    Me gusta

  • Aljana

    Si, la nostalgia es algo que siempre llevo encima, es una sensación que me gusta y que necesito sentir, aunque hay que saber manejarla correctamente ya que sin darte cuenta puedes ir hacia el lado negativo que posee, del que si no se tiene cuidado, se puede caer en un estado de alejamiento del aquí y ahora.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: